Buscando en La Palma - Corrupcion en el valle

LA PALMA - Tazacorte


El alcalde cesó a la letrada local antes de que pudiera denunciarlo

El ayuntamiento se personó como acusación en una causa donde el regidor local estaba imputado, pero el alcalde decidió por decreto que la corporación no actuara contra su persona.


Ángel Pablo Rodríguez UB-CC
Ángel Pablo Rodríguez (UB-CC)


V.Martín, Tazacorte 18/sep/15 06:20


El alcalde de Tazacorte, Ángel Pablo Rodríguez (UB-CC), ha decidido por decreto (en concreto el 356/2015) cesar a la defensa jurídica y a la presentación procesal del ayuntamiento que ahora dirige en el procedimiento 970/2012 abierto en el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 1 de Los Llanos de Aridane, diligencias en las que el propio regidor municipal fue imputado por un presunto delito de prevaricación administrativa.

El Ayuntamiento de Tazacorte, con Carmen Acosta de alcaldesa, tomó la decisión de personarse como acusación en la causa contra el ahora regidor municipal y un trabajador del ayuntamiento, que en el momento de los hechos actuaba como secretario, donde se investiga la tramitación de diferentes contratos administrativos, en los que Ángel Pablo Rodríguez y el funcionario implicado actuaron "apartándose conscientemente (lo afirma el juez textualmente) de la legalidad vigente y con ausencia de las disposiciones previstas en la Ley de Contratos del Sector Público".

La idea de la corporación bagañeta con su personación era dejar claro ante el juez que la administración local no tuvo responsabilidad alguna, señalando en todo caso al regidor nacionalista, en las irregularidades que se pudieron cometer en la adjudicación de las obras de asfaltado en la calle Alcaldesa Medina Quesada, también en la calle San Antonio, la construcción de la plaza Enrique Noguerales, la ejecución de la guardería municipal o el expediente relativo a los quince contratos firmados por el alcalde para la construcción de la piscina municipal, otros tres para la construcción y adoquinado de aceras, obras en el conjunto histórico de San Miguel o el proyecto de rotonda y ajardinamiento en la LP-1, entre otras, que el juez investiga.

El magistrado notificó el día 10 de julio a los denunciantes (Ministerio Fiscal y Ayuntamiento de Tazacorte) que tenían un plazo de diez días para formular escrito de acusación contra los dos imputados. Sin embargo, Ángel Pablo Rodríguez decidió cuando aún estaba en vigor el plazo dado por el juez, en concreto el 17 de junio, cesar tanto a la letrada como a la procuradora del Ayuntamiento de Tazacorte en este procedimiento, evitando con ello la posible acusación municipal que se pudiera estar elaborando justo en ese momento.

Desde la oposición bagañeta, el concejal del Partido Popular, Antonio Rocha, ha manifestado que "en un procedimiento donde el ayuntamiento está personado contra su alcalde, para salvaguardar los intereses de la institución y poder cubrirse las espaldas ante una posible responsabilidad patrimonial por supuestos delitos de contratos ilegales, lo que no corresponde es que el propio alcalde cese a la defensa y a la personación de la corporación, y encima sin llevarlo a Pleno, para al menos debatirlo, sino a través de un decreto".

El edil del PP entiende que "si el alcalde está seguro de que es inocente, de que todo lo hizo como marca la ley, que siga su defensa pero que permita al ayuntamiento estar personado en la causa para salvaguardar a la institución".